Cine y Caderas

ALL MY SONS, DE ARTHUR MILLER, EN LONDRES

La semana pasada tuvimos la ocasión de presenciar en Londres la obra “All my sons”, conocida en España como “Todos eran mis hijos”, de Arthur Miller.

 

 http://cineycaderas.blogspot.es/img/MILLER1.JPG 

 

 

El gran David Suchet es uno de los principales activos de este montaje. Conocéis a David por su magnífica creación de Hércules Poirot para la adaptación televisiva.

 

Es un actor contenido, sobrio, elegante. Eso cuando lo vemos en televisión. En el escenario se agiganta, se convierte en alguien mucho más pasional, lo llena todo con su presencia.

 

No nos sorprende que esté siendo la sensación de la temporada en los teatros del West End.

 

 

 http://cineycaderas.blogspot.es/img/MILLER2.JPG

 

All my sons nos muestra a un gran patriarca, empresario de la industria armamentística, y del proceder de parte de esta industria durante la Segunda Guerra Mundial.  (La obra fue estrenada en 1947)

 

Hay quien dice, no sin cierta razón, que esta obra ha cobrado actualidad a raíz de los conflictos en Afganistán e Irak y del papel no muy afortunado que esa industria está jugando. 

 

http://cineycaderas.blogspot.es/img/MILLER5.JPG 

 

 

(Perdonadme, pero el montaje de Miller no da para un extenso reportaje gráfico. Así que he tomado estas interesantes imágenes que la revista FHM ha publicado con motivo de un evento deportivo de enorme interés que está desarrollándose estos días en Suráfrica. Para más información, consúltese la prensa especializada.)

 

http://cineycaderas.blogspot.es/img/MILLER3.JPG 

 

 

 

All my sons también nos habla de Chris, el hijo del patriarca, enamorado de la prometida de su hermano, que murió en la guerra. La interpretación de Stephen Campbell es prodigiosa. Stephen es un actor secundario en el cine, pero su reputación en las tablas londinense crece sin parar.

 

 http://cineycaderas.blogspot.es/img/MILLER6.JPG

 

Chris es también el personaje que ve siempre la parte positiva de los demás, aunque nunca sabemos si ser así nos convierte en demasiado ingenuos. ¿Acaso en realidad todo el mundo es una mierda y si no lo vemos así somos idiotas? ¿O quizá Chris tiene razón?

 

http://cineycaderas.blogspot.es/img/MILLER7.JPG 

 

Por eso Arthur Miller sigue siendo grande. Plantea cosas importantes, cosas que no pasan de moda, las suelta y te las deja para que sigas mascándolas una vez acabada la obra.

 

http://cineycaderas.blogspot.es/img/MILLER4.JPG 

 

Zoe Wanamaker interpreta a la esposa del patriarca, a la madre que ha perdido a un hijo en la guerra, pero que se niega a aceptarlo porque el cadáver no ha sido hallado. Zoe es otra enorme actriz, a la que el cine y la televisión no han rendido el homenaje que merece.

 

España no es el único lugar donde grandes talentos del teatro no llegan a tener el reconocimiento del gran público. Afortunadamente en eso, tampoco somos diferentes.

 

 

http://cineycaderas.blogspot.es/img/MILLER8.JPG 

 

 

La tensión va creciendo en la obra, y el punto crucial es cuando se plantea la pregunta, hecha ya en miles de ocasiones, de si el fin justifica los medios.

http://cineycaderas.blogspot.es/img/MILLER9.JPG  

 

 

 

Aunque muchos tenemos claro que no, esa pregunta sigue teniendo una respuesta incierta en muchos ámbitos de la sociedad.

 

http://cineycaderas.blogspot.es/img/MILLER11.JPG 

 

 

All my sons, de Arthur Miller, en el teatro Apollo de Londres, hasta Octubre 2010. Imprescindible.

 

http://cineycaderas.blogspot.es/img/MILLER20.JPG 

 

 

Un último apunte antes de retirarme.

 

Con motivo del acontecimiento deportivo antes mencionado, la chica de la fotografía, llamada Sara Carbonero, se ha convertido en un personaje de rabiosa actualidad.

 

Sara es periodista y novia de Iker Casillas, un futbolista.

 

Como veis en la foto, Sara se ha hecho famosa porque es difícil, o quizá imposible, encontrar una periodista en el mundo que esté ni la mitad de buena que ella.

 

Y quizá por esta razón, está recibiendo un aluvión de críticas, entre ellas la de algún importante periodista, cuyo hijo trabajaba con ella, y al que ella abandonó para irse a otra cadena. Todo muy bastardo, vamos.

 

Desde aquí, nuestro apoyo a las mujeres hermosas que triunfan, y nuestro desprecio y asco hacia quienes las envidian y tratan de desprestigiarlas.

Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: